CASABLANCA

CASABLANCA

CASABLANCA

La lluvia cae incesante sobre la estación de tren. Rick mira contrariado entre la muchedumbre que se amontona en los andenes buscando una salida de la ciudad sitiada por los nazis. Son las cinco menos cuarto y no logra encontrar a Ilsa entre la multitud.

A las cinco en punto saldrá el tren con el que dejarán la Francia ocupada y continuarán su historia de amor en otro lugar, en otro lado pero a su lado.

Con las maletas aparece su fiel amigo, Sam,  le entrega una nota que Ilsa ha dejado en su Hotel. Lee la nota mientras las gotas de lluvia borran  con cierta tristeza las letras del mensaje. Ella no va a poder acompañarle, sus destinos, por desgracia para ambos, se tienen que separar para siempre, aunque su amor, breve, ha sido verdadero.

Sam apremia a Rick para que suba al tren que le alejara para  siempre de Francia y del amor de su vida. Con gran amargura sube al tren y en la misma puerta tira la cajetilla de tabaco  al suelo de la estación.

Es la única vez en la película que Rick no aparece con un pitillo en sus manos.

¿Tú me desprecias Rick? Como creo que no piensas en mí, te vamos a poner estos zapatos que seguro que te van a quedar perfectos tanto con el smoking blanco como con la eterna gabardina. Es un zapato de cordón de piel de boscal, con la suela de cuero cosida y con un spy de goma para no resbalar en tu café, Rick.

https://calzadosmanolo.es/producto/zapato-hombre-cordon-vestir-y-ceremonia/

Casablanca es la película dónde Humprey Bogart y Rick  fusionaron todos los roles de hombre de apariencia cínica y dura pero de corazón rotoamable, ayudando a ganar el dinero suficiente a una joven Búlgara recién casada y a su esposo, evitando que tenga que prostituirse con el corrupto Capitán Francés Louis Reanult (Claude Rains), y sobre todo, donde renuncia al amor de su amada Ilsa en aras de un mundo libre.

Casablanca es la película donde nos enamoramos perdidamente de Ingrid Bergman o de Ilsa. O de ambas. Tan fuertes y a la vez tan frágiles. Tan románticas y a la vez tan luchadoras.

Para tus pies, eterna Ilsa, querida Ingrid, hemos pensado en estos zapatos de cordón con un poco de tacón, lo justo para sentirte cómoda y con ese toque de elegancia y distinción que desprendes en cada fotograma de la película.

zapato-cordon-animal-print
https://calzadosmanolo.es/producto/zapato-cordon-animal-print/ zapato-cordon-animal-print
zapato-cordon-animal-print
https://calzadosmanolo.es/producto/zapato-cordon-animal-print-2/ zapato-cordon-animal-print

Ese día lluvioso en la estación de tren lo acompaña cada día, o mejor dicho, cada segundo de su existencia, en su café de Casablanca, y lo intenta superar con una dura capa de cinismo y mucho Whisky.

Con su sempiterno smoking blanco, su pitillo humeante en la mano, escucha, con cierto desdén y amargura, la explicación que Ilsa le quiere dar por su espantada aquel día lluvioso en la estación de tren.

Por suerte para él, el amor que sentía por ella es  igual que el que ella siente por él, no se ha marchitado durante la horrible guerra que están viviendo. Pero ella necesita que ayude a su marido, Victor Laszlo,  líder de la resistencia, en peligro de muerte por los nazis.

A Víctor Laszlo, (Paul Henreid), le calzaríamos unos zapatos que se acomoden a la perfección a sus pies y que a la vez encajen en su elegante vestimenta de líder de la resistencia checa. Podrían ser estos Clayan de cordones con piso Vulcan.

bota-hombre-cremallera

https://calzadosmanolo.es/producto/zapato-hombre-comodo-flexible/

zapato-hombre-comodo-flexible

https://calzadosmanolo.es/producto/zapato-hombre-comodo-flexible/

El avión arranca los motores y la hélices empiezan a girar con fuerza y precisión.

Las lágrimas de Ilsa se acompasan con los acordes de la canción ‘ As time goes by’, acordes que se nos entremezclaran para siempre en nuestro corazón cinéfilo. Se alejará para siempre de su gran amor…y no habrá vuelta atrás.

El final de la peli es un final en el que todos pierden: Rick pierde a la mujer que ama, Victor Laszlo consigue escapar con Ilsa aun sabiendo que ella no siente amor por él, más bien, respeto y admiración. Ilsa renuncia al amor que siente por Rick por una causa más grande, luchar contra los nazis.

El avión coge vuelo y nos suelta una de las frases más míticas de  la historia del cine,  ‘ Louis, presiento que este es el comienzo de una gran amistad’.

No hay mejor manera de acabar una película irrepetible, imprescindible sin ninguna duda.

Compartir

Comentarios (6)

  • Elisa Responder

    Me encanta Casablanca.

    29 de septiembre de 2021 a las 11:54
    • Calzados Manolo Responder

      Gracias Elisa por el comentario. Nos vemos en el cine!!!

      1 de octubre de 2021 a las 09:22
  • Pepe Responder

    Menuda película y qué chulos los zapatos!! Enhorabuena.

    30 de septiembre de 2021 a las 19:15
    • Calzados Manolo Responder

      Chulos los zapatos, cómodos y a un precio INCREÍBLE!!! Gracias Pepe..

      1 de octubre de 2021 a las 09:23
  • Sonia Responder

    Recordando una gran película, Casablanca! Y muy apropiados cada uno de esos zapatos.

    7 de octubre de 2021 a las 17:44
    • Calzados Manolo Responder

      Gracias por el comentario!!!

      8 de octubre de 2021 a las 07:29

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.


×

Hola!

¿En qué podemos ayudarte? Puedes escribirnos aquí para hablar por WhatsApp o enviarnos un email a info@calzadosmanolo.es

× ¿Cómo puedo ayudarte?